Un mensaje por Odín.

En diversas ocasiones he plasmado en este espacio de mi admiración hacia el actor y productor Odin Dupeyrón. Desde mucho tiempo antes de conocerlo, cuando para mi era un deseo pendiente viajar a la ciudad de México para presenciar alguno de sus montajes él ya era parte de algunos escritos en mi blog.
En el 2011 ese deseo se concretó como uno de los mejores “autoregalos” que me he hecho a mi misma y el haber visto “22-22” cambió desde entonces mi perspectiva de vida.
De todo eso ya he hablado en algunos posts que ya han quedado aquí plasmados, y de alguna manera él sigue presente. La razón por la que explico todo esto es como una especie de preámbulo para las personas que no están tan familiarizadas con mis Páginas Sueltas y de Colores, y de paso para compartir que al inicio de esta semana, él publicó en redes un mensaje muy especial que me encantó, y que quise compartir porque de alguna forma describió mucho la manera de pensar que yo tengo actualmente y que en gran parte se debe a ese cambio que hubo en mi posterior a salir del teatro después de verlo en el 2011.Quisiera decir más al respecto, pero aparte de que tengo poco tiempo para escribir, posterior a esta introducción lo más importante es el mensaje que él publicó y que la verdad es como para tenerlo impreso en el refri o traerlo en la cartera con la intención de no olvidar que estamos vivos hoy, y mañana puede ser que no.

 
Espero que tengan una buena mitad de semana. ¡Nos leemos pronto!
 
Nadie se va de aquí sin darte el regalo de tu vida! Nadie se va de este mundo sin susurrarte al oído la mas contundente de las verdades: TE VAS A MORIR…
No hay nada que me incite más a vivir que la muerte. Hace unas horas, al igual que mi abuelo Enrique, como Paty Hernández, como Gerardo Hemer, como Walter Medina Zamudio, Carlos Alfaro, como Emir y Ramsés Dupeyron, mi primo Axel Dupeyron dejó de existir y se apagó, enfrentándonos una vez más -de golpe- con la única verdad contundente y segura que yo conozco: LA VIDA SE ACABA… sin importar edad, raza, posición social, preferencia sexual o poder, todos vamos -contra el tiempo- al tan INEVITABLE final que puede llegar en cualquier momento.
En honor a mi primo Axel y a todos mis queridos muertos, repito hoy este mensaje, el único mensaje que nos dejan los que hoy se van antes que nosotros: ¡VIVE!
Vive bien, vive útil, vive contundentemente, vive maravillosamente, vive ahora, vive digno, vive honesto y claro, vive con verdad, vive amando, vive luchando a pesar del dolor, la desilusión o la injusticia. ¡Vive de manera extraordinaria! Porque seguro es que llegará el día en que tu vida entera pase como una película frente a tu ojos… y sólo viviendo de manera extraordinaria lograrás sentirte orgulloso de lo que has vivido… y entonces, seguro estoy, de que podrás soltar la vida… satisfecho y en paz.
Descansa primo Axel, que yo, con el mucho o poco tiempo que me quede aquí, honraré tu muerte… viviendo… ¡Viviendo bien!
¡Sublimemos el dolor!
Odin Dupeyron
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s