Historia en La Canción: “Tierra de Nadie”.

…Y se reconoció en sus ojos desde la primera vez que vio su figura reflejada en ellos, sin embargo no era el tiempo, y en el fondo de su corazón sabía, -que al menos en esta vida- esa no era su misión.
Siempre estuvo ahí, haciendo todo lo humanamente posible. En el alma tenía la certeza de que la tarea que se le había encomendado era simplemente enseñarle a desplegar sus alas, pero de madrugada, con el corazón entre las manos veía también la transparente verdad de sus sentimientos: tangible y tan real aún entre las sombras y la oscuridad.
Muchas veces se preguntó: ¿cuántas vidas más harían falta?, ¿habría sido un error de cálculo y durante siglos le había perseguido?… La verdad no lo sabía, eran tantas cosas las que pasaban por su mente… Podría haber sido la distancia, podría haber sido el destino, pero una cosa si era cierta: a pesar de los disfraces de humano equivocados y las distintas épocas compartidas, desde el inicio de los tiempos quizá coincidieron siempre en el camino en una especie de pacto indisoluble para ayudarse y aprender.
No recordaba si se encontraron por primera vez en la Edad Media, si fueron perseguidos durante el Oscurantismo o se gastaron una vida más en la Época Medieval…. La única certeza era, que siempre que se miraba al espejo sabía que a pesar de que sus sentimientos no concordaran para nada con ese cuerpo, una vez más estaba en el lugar correcto… En esta vida no tendría alas, ni tampoco le estaría permitido amar…

Tierra de Nadie

“Tierra de Nadie” | Liz Clapés | “Canción de Amor” (1996) | Track No. 7
 
“Tierra de Nadie”
-Manuel Pacho | R. Salcedo-
 
Voló la paz, sin avisar,
rasgando el cielo, quebrando el suelo, 
dejando odio y guerra atrás…
Él y ella se amaban, negando la realidad,
nacer en lados diferentes,
con su amor podría acabar…
 
Él y ella huyendo, hacia la libertad, 
más unidos que nunca, contra el destino van,
alcanzados al pie del puente,
abrazados fuertemente…
 
Es tierra de nadie, no está permitido amar,
es tierra de nadie, no está permitido amar…
 
Y no fue “Cupido”, quien disparó esta flecha,
un silbido de acero y fuego atravesó su corazón…
 
Eran dos cuya línea, vagaron por la vida,
guardando a los amantes, 
de una historia Medieval…
 
Él y ella huyendo, hacia la libertad, 
más unidos que nunca, contra el destino van,
alcanzados al pie del puente,
abrazados fuertemente…
 
Es tierra de nadie, no está permitido amar,
es tierra de nadie, no está permitido amar…
 
Por siempre ya juntos,
se hizo su voluntad,
será poesía y entre la crueldad…
 
Alcanzados al pie del puente,
se amarán eternamente…
 
Es tierra de nadie…
Él y ella huyendo, hacia la libertad, 

más unidos que nunca, contra el destino van,

alcanzados al pie del puente,

abrazados fuertemente…


Es tierra de nadie, no está permitido amar…
 No está permitido…
no está permitido… 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s