Vivir Sin Expectativas

A veces siento como si hubiera dejado pasar muchísimo tiempo sin escribir algo. El otro día en esos lapsos eternos sobre avenida de la Raza cuando el semáforo cambia de rojo a verde (y que de todos modos tienes que seguir esperando porque los autos no avanzan y no logras pasar hasta la segunda vez que el semáforo cumple ese ciclo), pensaba en que curiosamente ya no escribo en el diario con la misma frecuencia o con la misma intensidad de describir a detalle todo lo que pienso y siento, algo que resulta muy evidente al hojear las páginas de mis diarios de años atrás.

Todos los días pienso mil cosas y me visualizo allá afuera como una persona totalmente diferente a lo que antes era. Sigo siendo demasiado cursi, pero al mismo tiempo –no sé si sea malo o bueno- ya no soy tan ingenua como antes, esto es, sigo soñando despierta, pero con los pies bien colocados en la tierra.

No puedo dejar de asombrarme de la velocidad con que avanza el tiempo, los días se siguen sumando uno tras otro y aunque en esta segunda mitad del 2007 no me parezco en nada a la persona que yo imaginaba sería para estas fechas, tampoco me molesta o me incomoda tomar conciencia de eso, porque creo que en todo este tiempo me he limitado simplemente a concentrarme en lo que estoy viviendo o haciendo en ese momento: en el trabajo, conviviendo con mi familia, platicando con una amiga, leyendo un libro, sentada en el pasto mientras alguien está a punto de darme un beso (justo cuando yo estoy a un millón de kilométros ausente), caminando sola en el estadio, jugando con “Poncho”, escribiendo algo, despierta de madrugada… ¡En fin!…. en pocas palabras, enfocada al momento presente, sin esperar nada más allá de lo que es.


Creo que eso se llama vivir sin expectativas”, no estoy enamorada, pero tampoco estoy triste, no desbordo ni irradio alegría, pero me siento bien de ánimo y me siento mucho mejor cuando en medio de lo cotidiano algun detalle simple me causa mucha risa, pero volviendo al punto: aunque mucha gente diga que no es bueno vivir sin planes a futuro, yo lo único que puedo decir al respecto es que la última vez que imaginé como sería mi vida, el tiempo y las circunstancias se encargaron de desabaratarlo todo y hoy estoy aquí otra vez ligera de equipaje, con un boleto sellado que no indica el lugar de destino hacia donde se dirije, pero que hasta ahora ha garantizado mi permanencia a bordo de tren que realiza la travesía por esta curiosa aventura llamada vida.

Si continúo comparando mi vida con un trayecto sobre rieles, puedo decir que en el interior del vagón en el que viajo, también veo a mucha gente: mi familia, mis amigos, personas cercanas con quienes convivo a diario y que han permanecido ahí conmigo durante muchas estaciones.

Yo lo agradezco, pero estoy consciente de que en el algún momento ellos se irán y abordarán el tren hacia su propio destino.

Está también quien asegura que se quiere quedar ahí conmigo en el asiento contiguo de modo permanente y aunque sé que su intención es buena, yo sólo me limito a tomar lo que él me ha ofrecido hasta ahora, porque tampoco puedo ser hipócrita y no reconocer que la cercanía y el contacto físico era algo que hacía mucho tiempo no tenía y me ha sentado bastante bien.

A través de la ventana, todos los días veo un paisaje diferente: días nublados, otros con calor intenso que se mitiga con una lluvia momentánea, algunos otros son demasiado triviales como para hacer referencia a ellos, pero se compensan con atardeceres hermosos y calles teñidas del color naranja por culpa de un sol gigantesco y redondo que me embelesa por completo antes de despedirse dejando atrás su reflejo tan intenso que no soy capaz de ver por mucho tiempo sin que me encandile.

No sé que pase más adelante… Creo que lo peor que podría pasar sería que yo llegara a cansarme de vivir sólo el momento presente y comenzara a buscar otra vez algo para lo que hoy –he caído en la cuenta- ni siquiera estoy preparada… o tal vez sea simplemente que a la par de vivir sin expectativas, la lección que me toca aprender ahora este relacionada con el hecho de “dejar de mirar hacia adentro” y enfocar mis sentidos y mis sentimientos un poco más hacia todo lo que se ve allá afuera, al otro lado del cristal.

Anuncios

3 comentarios en “Vivir Sin Expectativas

  1. Mr. Magoo dijo:

    No se que tan bueno o malo sea no escribir tan seguido, pero creo que vamos evolucionando como personas, y obvio que eso conlleva cambios, a veces drasticos, a veces leves, pero son cambios. Tu nueva filosofia de vida no es mala, a todos nos pasa, y en veces es mejor llevar la vida asi, paso a paso, porque a veces el planear todo no nos lleva a nada, la vida misma se nos va en planear y no hacer, mejor vivirla como si fuera la ultima vez que estemos por aca.Muchos saludos y que tengas un excelente fin de semana.

  2. Victoria dijo:

    Viajar ligera de equipaje siempre ayuda a llegar a lugares que inesperados. Disfruta esta etapa, acuerdate que ahora es tu momento de levantarte y decir cada dia Vida a ver que me regalas!, no hagas planes si no lo necesitas. Me das envidia de la buena Martha

  3. Anonymous dijo:

    A veces uno se cree extraño porque a tu alrededor lo usual es no vivir de ese modo, y, por muy convencido que uno esté de esa forma de vivir, te sientes bicho raro.Sin ambargo, por razones equis, uno llega a ello y lo toma como forma de vida: no se naces con ello, es la propia vida la que te lleva a ello.He aprendido, como tú, que hacer planes no vale más que para romperlos, y llegar a la conclusión de que no vale de nada, Así pues, y hasta que el propio camino de la vida lo decida, decidí tener la misma filosofía de vida que comentas, y lo veo como una de las mejores decisiones que he tomado en esta vida.Al principio es raro, luego simplemnet es genial.Sólo vivir.Me ha encantado leer tu post, uno descubre que no es tan raro.Que tengas buen camino.Pi.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s